miércoles, 15 de septiembre de 2010

El desafío del maestro es formar discípulos - Mons. Héctor Aguer

El desafío del maestro es formar discípulos
Mons. Héctor Aguer


La Plata (Buenos Aires), 13 Set. 10 (AICA).- El arzobispo de La Plata, monseñor Héctor Aguer, dedicó su reflexión semanal por televisión a los maestros en su día, a los que definió como “aquellos que tienen la empeñosa y delicadísima tarea de enseñar”.

“Y digo enseñar en un sentido fuerte, profundo, plenario: no solamente en su significado de transmitir los saberes elementales, sino en cuanto que los maestros contribuyen, de un modo quizás decisivo, a la formación de la personalidad de los educandos”, subrayó.

El prelado sostuvo que “Maestro en el sentido plenario –pensemos en aquellos que durante largos años se hacen discípulos de aquella persona que para ellos es una fuente de sabiduría- es aquel que deja una impronta fundamental en la vida de un discípulo porque lo introduce en un mundo”.

“En cualquier circunstancia que un docente ejerza su función, en la medida en que va más allá de la trasmisión de su saber particular y que procura contribuir a la formación de la personalidad del alumno, orientándolo hacia la verdad, hacia el bien, hacia la belleza, en esa medida merece el título sagrado de maestro”, precisó.

Por último, monseñor Aguer consideró que “en gran parte, la renovación auténtica de la escuela, el éxito de un proceso educativo depende de que se establezca correctamente esa relación natural e imborrable entre el maestro y el discípulo. Depende de la presencia y la acción de buenos maestros”.



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...